Viajar en bicicleta por Europa – Cicloturismo desde cero, consejos y experiencias.

                  Todos sabemos muchas cosas de Europa, que la moneda universal en muchos países es el Euro, que existen París, Madrid, Amsterdam, Berna, Berlín y Praga; que son muchos estados chicos en territorio, poderosos a nivel mundial y con culturas muy muy distintas unos de otros. También aprendimos mucho de la historia de este continente en la escuela, de la Revolución Francesa y de la Industrial, inclusive sabemos que el mejor jugador de fútbol del mundo juega en el Barcelona y se llama Lionel Messi, y que el segundo mejor, juega en el Real Madrid. Sabemos banda de cosas de Europa pero, al resto del mundo, nos tienen escondido uno de sus tesoros más preciados: viajar en bicicleta.

Siguiendo la ruta n° 9 "Ruta de los lagos" en Suiza

Siguiendo la ruta n° 9 “Ruta de los lagos” en Suiza

Sigue leyendo

Pedaleando en Baviera

               Volvimos al pedaleo después de unas minis “vacaciones” entre lo que fue Praga – Múnich. La nueva ruta era, como mínimo, un desafío a nuestras piernas y un examen a las ganas que nos empujan a hacer esta inexperimentada locura. De la ciudad del Oktoberfest apuntábamos hacía el sur, hacía los Alpes germanos, la famosa Bavaria (en Español se dice Baviera pero nosotros ya nos acostumbramos a la otra versión). La idea era agarrar la ruta ciclista “Bodensee – Königssee”. La traducción sería “Lago Constanza – Lago Konig”, el primero es el más grande de Alemania y funciona como frontera con Suiza y Austria, y hacia allí nos dirigíamos. Intuimos que iba a estar hecha para que la gente pasee por entre las montañas sin necesidad de subirlas y para poder observar los famosos castillos de la región. Nosotros nos uniríamos a este recorrido en el medio, así que Kochel nos esperaba.

Fussen - Alemania

Fussen – Alemania

       Sigue leyendo

La Checa famosa (parte 2) y unas cervezas en el verdadero Oktoberfest

Entre Dresde y Praga teníamos nuestro último tirón de este primer mes de pedaleo. Nos quedaban 50 kilómetros hasta la frontera Checa y más de 180 para llegar a la famosa capital de la ex Checoslovaquia. Si bien la frutilla del postre de Alemania del Este fue la joya arquitectónica de Dresde, todavía nos quedaba pasar por algunos pueblitos que como koalas celosos quedaron aferrados en nuestra memoria.

praga 2

Vista del rio Elba

Sigue leyendo

Un viaje al pasado en la Alemania del Este – Berlín

Cruzamos nuestra primera frontera pedaleando. Dejamos atrás el país que divide la mitad de sus habitantes en apellidarse Nielsen o llamarse Jacob (o Jakob), vale decir que todo fue muy lindo en Dinamarca, especialmente las campiñas al sur. Nuestra primera ciudad alemana fue Flensburg y lo que más nos llamó la atención fue que… ALEMANIA ES BARATO jajaja de verdad, los precios nos resultaron bajos después de estar viviendo más de 3 meses en su vecino nórdico. Aprendizaje: Dinamarca es tan cara que te quita perspectiva de los precios, y en Alemania hay chocolate de la marca de la vaquita violeta (y en todas sus variedades). Jaque mate. Game over. Siamo fuori de la copa en danés.

berlin 1

Nuestra primera ciudad alemana (Flensburg)

Sigue leyendo